Skip to main content

Toque de queda 24 y 31 de diciembre en el Meta: Una realidad

 

No podemos estar en la calle durante las fiestas de Navidad y Fin de Año a partir de las 10 de la noche, por eso tendremos que celebrar en casa con unión familiar, con el fin de evitar la propagación de la enfermedad del coronavirus, ordenaron el gobernador del Meta, Juan Guillermo Zuluaga Cardona y el alcalde de Villavicencio, Juan Felipe Harman Ortíz.

Los mandatarios se reunieron este jueves con el grupo de epidemiólogos, los secretarios de Salud del Meta y Villavicencio, Jorge Ovidio Cruz y Tanya Lucero González; el director de la Oficina de Gestión del Riesgo, Wilson López Bogotá además del acompañamiento de los gerentes de las clínicas privadas y hospitales públicos para determinar las medidas que regirán en el departamento en esta época para finalizar el año.

Zuluaga y Harman anunciaron que el toque de queda regirá el 24 de diciembre a partir de las 10 de la noche hasta las 5 de la tarde del día 25 de diciembre y el 31 de diciembre desde las 10 de la noche hasta las 5 de la tarde del 1 de enero.

El gobernante departamental inició la declaración resaltando que el éxito que hemos tenido en el Meta y Villavicencio, para no estar de manera desbordada ha sido la articulación.

Muchos países en el mundo están tomando decisiones para prevenir el contagio y en Colombia están tomando decisiones para enfrentar este final de año, particularmente nuestro departamento y nuestra ciudad capital, también hemos tomado decisiones y las hemos tomado de manera articulada”.

Harman precisó las razones que impulsaron las decisiones para decretar toque de queda nuevamente en la ciudad de Villavicencio:

En el análisis que establecimos encontramos varias cosas que son bien importantes en resaltarles, lo primero es que se viene una avalancha de turistas de Bogotá y eso multiplica el riesgo de contagio, lo segundo es que a pesar de que nosotros en Villavicencio y en el departamento venimos haciendo las cosas bien para mitigar esta situación de crisis”.

Insistió que nos toca cuidarnos, porque lo que menos queremos es iniciar el año con un nuevo confinamiento.

El alcalde continuó recalcando la importancia de mantener el índice bajo de contagios, para que en el marco de esas condiciones podamos evitar el colapso y la fatiga del sistema de salud, en especial a los profesionales que están “al frente del cañón”.

Zuluaga reafirmó la importancia de mantener la reactivación económica en el departamento, pero siempre teniendo en cuenta las medidas de bioseguridad:

La gran mayoría de los establecimientos comerciales en la reactivación económica han sido muy juiciosos en cumplir los protocolos, las alcaldías, nuestra ciudad capital ha tomado todas las medidas para acompañar todo ese proceso de reactivación, a esos comerciantes, a esos empresarios, agricultores, ganaderos y al sector del turismo les pedimos toda su comprensión, estas medidas hemos procurado que no sean medidas tan drásticas que pongan en riesgo los temas de reactivación económica”.

Juan Guillermo llamó la atención de los gobernados para que les ayuden a prevenir, con el propósito que el próximo año podamos iniciar, no con una situación desastrosa, y continuemos de la mejor manera cuidándonos y acatando las recomendaciones.

Harman detalló las razones para el toque de queda:

Entre las razones que nosotros estamos estableciendo son precisamente evitar las aglomeraciones, evitar los paseos, evitar las conglomeraciones en los ríos, en los caños y en los balnearios, tenemos que hacer este esfuerzo y este sacrificio entre todos, nos toca sumirlos con el mayor y el más estricto sentido de responsabilidad”.

El gobernador del Meta hizo mención de las múltiples causas de muerte que se dan en años anteriores en épocas decembrinas, entre ellas la alta accidentalidad por estado de embriaguez y las quemaduras por el uso de pólvora, para recordarle a la ciudadanía que la ocupación de salas de Unidad de Cuidados Intensivos en el departamento es del 63%, contando con 427 personas hospitalizadas en la actualidad.

Villavicencio reportó 224 casos activos de la COVID-19 que son tratados en centros médicos y 484 casos activos tratados desde casa en aislamiento obligatoria.

Según el boletín epidemiológico emitido por la Cruz Roja seccional Meta el 17 de diciembre del 2020, el departamento del Meta presentó 238 casos nuevos de la COVID-19 para el total de 30.807 casos confirmados y 683 personas fallecidas.

Villavicencio es el noveno municipio con más casos en el país con 22.909 en total y se reportaron 148 casos nuevos.

Por último en Colombia es el quinto país con más casos de la COVID-19 en Sur América con 1´456.599 casos, 81.142 casos activos en la actualidad y 2,7% de letalidad en la población siendo el séptimo país con más muertes por millón de habitantes en el sur del continente.

 

Entrevistas y reportajes