“No tenemos hospital para ninguna emergencia, ni siquiera un accidente de bicicleta”: Rodolfo Mariño

El incendio en las instalaciones del Hospital Departamental de Villavicencio dejó en jaque al centro médico, que hoy no tiene la capacidad para atender ninguna emergencia que ocurra en la ciudad.

Según explicó Rodolfo Mariño, presidente del sindicato de trabajadores, es tan grave la situación actual del Hospital, que no hay espacio para atender en lo más mínimo a un paciente; de ahí que se adoptarán medidas como el toque de queda, para disminuir el riesgo de que colapse el sistema de salud.

A pesar de que se habían mejorado varias deficiencias y se había logrado un equilibrio financiero después de que el sindicato denunciara varias irregularidades, la conflagración puso una vez más en evidencia la necesidad de un nuevo hospital más moderno, que atienda a los cientos de pacientes que llegan a diario provenientes de esta y otras regiones.

«Le pedimos sensatez, madurez y responsabilidad a los ciudadanos, pues no tenemos hospital para ninguna emergencia de accidentes, ni siquiera un accidente de bicicleta, mientras se soluciona la situación del Hospital», señaló Mariño, quien agregó que la Gobernación ya adelanta los trámites para la adquisición de un terreno para construir un nuevo centro de salud.

Sumado a esto, el Gobierno nacional le debería más de $2.000 millones a la ESE Municipal por concepto del plan de vacunación.

Así las cosas, el sistema de salud de la ciudad estaría al bordo de colapsar, por lo que algunos pacientes que se encontraban en el lugar del incendio, fueron trasladados a otros centros de salud, mientras que urgencias y consulta externa del Hospital quedaron fueran de servicio hasta que se recuperen de las afectaciones, lo que significa que Villavicencio cuenta con solo el 50% de las camas UCI.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *